NewLife

Anular efecto Antabus: las consecuencias de esta sustancia

El Antabus es una medicación que se utiliza para la desintoxicación del alcohol en pacientes que presentan una dependencia crónica. En el artículo ‘Anular efecto Antabus: las consecuencias de esta sustancia’ analizamos los peligrosos efectos de mezclar esta medicación con alcohol y las posibles soluciones.

La administración del Antabus y sus peligros

Presentando el nombre farmacológico de disulfiram, el Antabus es un medicamento recomendado para el tratamiento del alcoholismo crónico. Esta sustancia puede formar parte de un tratamiento para dejar de beber alcohol, administrada por parte de un profesional médico capacitado.

Debido a los riesgos que presenta su mezcla con el alcohol, el Antabus debe ser administrado siempre de acuerdo a los deseos del paciente y presentando una información exhaustiva y clara sobre el peligro de consumir alcohol mientras se esté en tratamiento.

 

Ebook ETM - texto

 

El Antabus funciona inhibiendo de forma irreversible la enzima del cuerpo humano encargada de metabolizar el alcohol. Normalmente, esta enzima (llamada alcohol deshidrogenasa) se encarga de procesar la sustancia conocida como acetaldehído, presente en el alcohol. Tras aplicar el Antabus, la enzima no pueda metabolizar este elemento por lo que, en caso de consumirlo, se producen efectos gravísimos en la salud de quien lo ingiere.

La acumulación de acetaldehído provoca el llamado efecto antabus, con graves consecuencias para la salud que incluyen enrojecimiento, sudoración, hipotensión, náuseas, mareo e incluso el síncope y el colapso. Además, en algunas ocasiones, el consumo de alcohol y antabus puede acarrear problemas respiratorios, arritmias o incluso una potencial insuficiencia cardiaca.

La intensidad o peligrosidad de estos efectos secundarios aumenta según la cantidad de alcohol consumida. Por lo general, los síntomas provocados por el efecto antabus pueden durar desde 30 minutos a varias horas en los casos más severos. En caso de detectar estos problemas, o si se ha consumido alcohol estando en tratamiento con Antabus, se recomienda que la persona acuda a los servicios de urgencias, ya que solo allí se logrará frenar los síntomas.

 

Solicita una consulta profesional gratuita

 

Anular efecto Antabus: cómo eliminar los riesgos asociados

Uno de los principales problemas del efecto antabus es la dificultad que presenta el revertir sus consecuencias. Si una persona experimenta los síntomas anteriormente descritos, es esencial que acuda al centro de salud de forma inmediata, donde sea posible valorar su caso y estimar el posible tratamiento para anular el efecto antabus.

La realidad es que existen pocos tratamientos que puedan anular el efecto antabus una vez se ha consumido alcohol. Así, por norma general, se recomiendan tratamientos de tipo sintomático como el suero para corregir las alteraciones electrolíticas o antiheméticos. Además, en algunos casos se administran antiestamínicos o corticoides para el paciente, a la par que los casos más graves presentan la opción de realizar una hemodiálisis que consiga eliminar artificialmente las sustancias nocivas o tóxicas generadas al consumir alcohol bajo los efectos del Antabus.

Debido a la dificultad de revertir el efecto antabus, el tratamiento con esta sustancia para el alcoholismo crónico no debe ser aplicado sin el consentimiendo del paciente. Así, se trata de un paso posterior a la renuncia voluntaria al alcohol. Además, es vital informar al paciente de que una vez haya tomado Antabus no debe consumir alcohol (incluso evitar sustancias que contengan alcohol como el vinagre en vino o algunas lociones) o pondrá en grave riesgo su salud.

 

CTA Ebook - Estimulación Magnética Transcraneal

Deja un comentario

1 comentario

José Hidalgo

19 noviembre, 2019 4:59 pm

Pues me gustaría saber como se puede anular los efectos de una pastilla de antabús… Hay algún otro medicamento que neutralice dichos efectos ?
Grscias