NewLife

Trastornos del sueño: tipos, causas y soluciones

Los trastornos del sueño se asocian a problemas relacionados con dormir. Son muy frecuentes y existen varios tipos. En este post, indagamos en estos problemas y proponemos pautas para ponerles fin.

¿Qué son los trastornos del sueño?

Son problemas relacionados con el sueño, como por ejemplo conductas anormales, dificultades para conseguir un sueño sin interrupciones y de calidad, quedarse dormidos en momentos inapropiados, etc. 

Los trastornos de sueño son muy frecuentes en la población general y tienen consecuencias de diversa gravedad en el día a día de quienes los sufren.

El estudio del sueño se ha intensificado en los últimos años, descubriendo diferentes patologías y causas, de modo que hoy en día es posible conocer el origen de muchos de estos trastornos y acceder a terapia para mejorar sus síntomas o eliminarlos.

Tipos de trastornos de sueño:

Los trastornos de sueño son una de las patologías más comunes pero que presentan una variedad de síntomas heterogénea. Atendiendo a esta diversidad, existen varias categorías dentro de los trastornos de sueño, de acuerdo a su origen o los síntomas que presentan quienes los sufren:

Según la causa del trastorno:

De acuerdo al origen del trastorno se distinguen:

  • Los trastornos del sueño primarios, en los que se considera que una persona ha tenido problemas para dormir de forma crónica.
  • Los trastornos de sueño secundarios, en los que una persona tiene problemas para dormir de acuerdo a un acontecimiento externo. Entre estos detonantes, se incluyen los problemas de estrés, un cambio de domicilio o un cambio de huso horario.

Según el momento de manifestación del trastorno de sueño:

La dificultad para dormir puede aparecer en diferentes momentos de la noche:

  • El insomnio de conciliación o de primer periodo, es aquel en el que a la persona le cuesta dormirse al acostarse. Este trastorno del sueño está asociado a la ansiedad, al estrés, al trastorno obsesivo o por consumo de sustancias. En este último caso, el abuso de drogas como la cocaína puede provocar que se fragmente el sueño o que disminuya su calidad.
  • El insomnio de segundo periodo o despertar precoz implica que la persona que lo sufre se despierta demasiado pronto (algunas horas antes de lo que debería o de lo que necesita). Este tipo de trastorno del sueño es típico en procesos depresivos, especialmente con la depresión mayor.
  • La hipersomnia se define por aquellos que la sufren como la sensación de sueño constante a horas inapropiadas. En este caso, este trastorno del sueño puede estar causado por algunas depresiones atípicas.

El consumo de sustancias como cannabis o benzodiazepinas también puede provocar la aparición de este trastorno.

Cómo combatir los trastornos del sueño

Un descanso adecuado es vital para la salud mental y física, ya que el cuerpo humano necesita de un reposo de calidad para mantener sus funciones inalteradas. Por el contrario, los trastornos del sueño provocan una menor esperanza de vida, unas peores capacidades cognitivas y unas funciones del organismo alteradas. De hecho, la Organización Mundial de la Salud  ya destaca el garantizar un sueño de calidad como uno de los factores claves para mejorar la salud mental y física de los más pequeños.

Por ello, si sufres alguno de los trastornos anteriores, resulta esencial que consultes con un profesional médico experto que sea capaz de diagnosticar el trastorno y ponerle solución.

En la mayoría de ocasiones, será necesario un tratamiento multidisciplinar que se ocupe de mejorar los síntomas a través de una terapia completa. Es el caso de los trastornos de sueño derivados del abuso de sustancias como la cocaína: el equipo médico se deberá ocupar de guiar además al paciente a través de un proceso de desintoxicación, en el que también se incluya una terapia psicológica adecuada. De este modo, solo a través de profesionales adecuados, será posible diagnosticar y solucionar esta problemática.

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.