Title Image

Tratamiento Ludopatía

Newline Center

Tratamiento para dejar
la Adicción al Juego (Ludopatía)

A raíz de los nuevos hallazgos neurológicos Newline ha desarrollado un tratamiento pionero para el juego patológico, comúnmente conocido como ludopatía. Las personas que padecen un problema con el juego se enfrentan a menudo con una necesidad imperiosa de volver a jugar, irritabilidad cuando no lo hacen y un impulso que les lleva a intentar recuperar las pérdidas económicas nuevamente mediante el juego.

1. Controla el Deseo Compulsivo

Actualmente el juego patológico (ludopatía) se encuentra clasificado en los manuales diagnósticos dentro del apartado de Trastornos adictivos no relacionado con sustancias debido a la similitud de sus síntomas, tales como deseo incontrolable de jugar o síndrome de abstinencia cuando se intenta dejar de jugar.

Clásicamente la ludopatía ha sido tratada con terapia psicológica e incluso con ingresos para evitar así el acceso del paciente a la conducta de juego, pero los resultados no han llegado a ser los esperados. En el caso de los ingresos, las consecuencias derivadas del aislamiento social y familiar son considerables, además del coste que suponen para el paciente y sus allegados.

2. Usando tecnologías innovadoras

Con los actuales avances en Neuroimagen se ha podido determinar al fin el origen neurológico de este deseo compulsivo e irrefrenable que padecen los afectados por el juego patológico. Se han encontrado alteraciones a nivel cerebral en los circuitos de recompensa (región cerebral encargada de controlar la conducta del individuo), éstos se encuentran sobreestimulados y es por esta causa que la persona pierde la capacidad de controlar su conducta y recae continuamente a pesar de la terapia o el ingreso.

3. Y logra resultados eficaces y duraderos

Este nuevo descubrimiento ha llevado a algunos médicos pioneros en el tratamiento del juego patológico y las adicciones a apostar por un tratamiento que aborde en primer lugar esta sobreestimulación a nivel neurológico para reestablecer el correcto funcionamiento de los circuitos cerebrales y así conseguir que el tratamiento sea eficaz a largo plazo.

Entre ellos el

Profesor Antoni Gual,

Jefe de Conductas Adictivas del Hospital Clinic de Barcelona, Director científico de Newline y psiquiatra y científico de reconocido prestigio internacional

El Profesor Gual cuenta con una amplia experiencia de más de 40 años en el campo de las adicciones y a consecuencia de los nuevos hallazgos en los estudios de neuroimagen no ha dudado en apostar por un tratamiento más innovador, efectivo y duradero que combina el tratamiento neurológico, para disminuir la sobreexcitación a nivel cerebral, con psicoterapia Motivacional (una variante de terapia psicológica de la cual él es experto a nivel europeo).

No existiendo fármacos

eficaces

La solución se encontró en la tecnología llamada Estimulación magnética transcraneal (EMT).

Custom icon
Método Eficaz
Custom icon
Corrige Alteraciones Cerebrales
Custom icon
Altamente Efectivo

 De esta forma se desarrolló el “Método Newline”

Un tratamiento para el juego patológico, innovador y muy efectivo. Este tratamiento ha llevado a España las técnicas más avanzadas tanto en el campo de la psicoterapia como en el campo de la tecnología, con la estimulación cerebral, tratando así el problema desde su origen y logrando resultados espectaculares.

Proporcionando una forma de tratamiento mucho más efectiva y rápida y que a la vez tiene en cuenta las necesidades del paciente y de sus familiares, al tratarse de un tratamiento ambulatorio.

Con este Método, el Profesor Gual y el equipo multidisciplicar de Newline ha cambiado la vida a más de 100 pacientes y a sus familiares. 

¿Cómo funciona?

A continuación te explicamos cómo funciona nuestro método para superar la ludopatía.

1. Fase Inicial Intensiva

El tratamiento consta de una fase inicial intensiva de una semana de duración(sesiones de lunes a viernes). En este periodo se realiza un tratamiento intensivo con EMTr, sesiones psicoterapéuticas diarias y un control médico para evaluar la salud general del paciente. En función del progreso y la respuesta individual del paciente a esta terapia, se realizará un seguimiento personalizado con sesiones semanales de revisión, durante los siguientes 3 meses.

2. Seguimiento Semanal

Se llevará a cabo una sesión semanal de 1½ y 2 horas durante un periodo de 11 semanas. Estas sesiones constan dos estimulaciones de EMT y una visita psicoterapéutica con psicólogo de 30 minutos. En función del progreso y la respuesta individual estas sesiones suelen durar un máximo de tres meses, pero cada paciente se trata de manera diferente y algunas personas pueden requerir menos o más visitas.

3. Terapia Motivacional

Nuestro equipo especializado acompaña al paciente de forma permanente para tratar los trastornos emocionales que provoca la adicción y ayudarle en todo el proceso para la reinserción en su rutina diaria sin el juego.  En Newline trabajamos sobre la perspectiva motivacional para empoderar a cada paciente y que sea el mismo el que se de cuenta que tiene que cambiar y lo que debe hacer para lograrlo.

Contáctanos y obtén una consulta profesional gratuita

Preguntas Frecuentes

Encuentra la respuesta a tus preguntas sobre nuestro tratamiento a continuación

¿Cuánto cuesta el tratamiento?

Cada sesión tiene un precio individual de 300€ e incluye dos estimulaciones de EMTr y una visita psicoterapéutica de 30 minutos. Algunas de ellas, asimismo, incluyen la administración de tests. En total, entre 1½ y 2 horas.

En la primera semana (intensiva) el paciente se somete a 5 sesiones, de lunes a viernes, con un precio total de 1500€. En función del progreso y de la respuesta de cada paciente a la semana intensiva, se realizará un seguimiento personalizado con sesiones semanales de revisión (1 por semana), durante las siguientes 11 semanas. El precio de las sesiones no incluye la primera visita médica con un psiquiatra al igual que las siguientes visitas que posiblemente se tendrán durante la fase de seguimiento. Las visitas médicas con un psiquiatra tienen un precio de 150€.

Contáctanos para obtener más información sobre el coste del tratamiento y los métodos de pago.

¿Es posible realizar el tratamiento si no vivo en Barcelona?

El tratamiento requiere que el paciente visite la consulta la primera semana de tratamiento (de lunes a viernes). Seguido de 2 días consecutivos cada 15 días durante las siguientes 11 semanas. En los 3 meses de tratamiento el paciente tendrá que venir a Barcelona 6 veces.

Barcelona cuenta con un aeropuerto internacional que conecta a la ciudad de forma directa (y a menudo low cost) con las principales ciudades de Europa y del mundo.

Tenemos un personal dedicado que le ayudará a encontrar soluciones para alojamiento, entretenimiento y cualquier cosa que pueda necesitar para su estancia.

Aunque nuestro tratamiento sea totalmente ambulatorio, podemos organizar para que parte de la estancia tenga lugar en prestigiosas clínicas hospitalarias asociadas a Newline y especializadas en adicciones, si nos lo solicitan.

¿Qué es la estimulación magnetica transcraneal?

La Estimulación Magnética Transcraneal es una tecnología innovadora, segura y no invasiva que estimula ciertas áreas cerebrales. Es una técnica utilizada durante décadas en el ámbito médico para tratar ciertas enfermedades del cerebro.

La adicción altera el funcionamiento de la corteza frontal del cerebro y por lo tanto sobre-estimula los circuitos de recompensa, un conjunto de mecanismos de nuestro cerebro que provocan placer y satisfacción.

Este tratamiento atenúa el exceso de estimulación de los circuitos de recompensa.

La estimulación magnética actúa directamente en la parte más biológica de la adicción y activa las neuronas de las áreas que controlan el deseo de jugar y por lo tanto éste se reduce, hasta lograr eliminarse.

El tratamiento se acompaña de forma permanente y paralela de las técnicas más avanzadas de psicoterapia motivacional, fundamentales para conseguir que el paciente reduzca el deseo de jugar y supere la adicción.

¿Se necesita alguna preparación previa?

La EMTr se realiza de manera ambulatoria y no requiere preparación previa.

¿Hay casos en que el paciente no pueda ser admitido?

El paciente no puede ser tratado con la EMTr si:

  • Ha tenido anteriormente episodios de epilepsia/convulsiones
  • Tiene instalado un marcapasos
  • Tiene instalado un implanto auditivo no removible
  • Tiene instalados componentes metálicos en el cráneo
  • Es juzgado no idóneo por el equipo después de la visita médica
¿Qué sucede en la 1ra sesión de Estimulación Magnética?

Durante la primera consulta sucederá lo siguiente:

  • Le conduciremos a una sala de tratamiento, en la que le pediremos que se siente en un sillón reclinable y que se retire joyas (pendientes, piercings…) así como deposite en una bandeja otros objetos metálicos (móvil, tarjetas, llaves…).
  • Le colocaremos una bobina electromagnética en la cabeza para determinar la cantidad de energía necesaria hasta alcanzar el llamado “umbral motor”. Esta intensidad se alcanza cuándo se contrae los dedos o mano del lado contrario al de la estimulación. Para ello se dan pulsos de estimulación, seguidos de pausas. Este umbral será el punto de referencia para determinar la dosis adecuada a cada individuo.
  • Una vez identificada la intensidad, se localiza el punto de estimulación exactoAl comenzar, y durante todo el proceso, se escucha un sonido repetitivo durante breves segundos, seguido de pausas más prolongadas, así como un golpeteo en la frente.
  • Durante todo el tiempo permanecerá despierto y alerta. Es posible que sienta cierta incomodidad en el cuero cabelludo durante el tratamiento inicial y luego durante un tiempo breve, así como alguna molestia que cesa rápidamente con analgésicos convencionales y va desapareciendo con la repetición de sesiones.

Pese a que la persona entra y sale de las sesiones por su propio pie, la primera vez es recomendable que esté acompañado por una persona de referencia. Puede retomar sus actividades diarias habituales después del tratamiento, incluyéndose, por lo general, trabajar y conducir.

Contáctanos y obtén una consulta profesional gratuita

Recursos

Artículos médicos sobre como dejar la cocaína

Ayuda Ludopatía

La ludopatía, o juego patológico, consiste en un trastorno por adicción a los juegos de azar y a las apuestas. La ayuda para la ludopatía debe ir dirigida a lograr la abstinencia total del juego y la prevención de recaídas.

Información sobre el Tratamiento para la Ludopatía

En su mayor parte, el juego con moderación es un comportamiento socialmente aceptable. La adicción al juego es otra historia. Si no se trata, la adicción al juego puede afectar negativamente a tu situación financiera, tus relaciones y otros aspectos de tu vida. Lo mejor es someterse a un tratamiento ludopatía.

La ludopatía afecta a más del 2% de la población. Si tienes una adicción al juego, es posible que tengas unas ganas incontrolables de comprar billetes de lotería, visitar casinos, jugar a máquinas tragaperras, apostar por deportes o jugar en línea. El tipo y la frecuencia específicos del comportamiento de apuestas pueden variar. Pero, en general, no podrás controlar este comportamiento y continuarás apostando, incluso ante consecuencias sociales, financieras o legales negativas.

La mayoría de personas con adicciones al juego son hombres. Pero este tipo de adicción también puede afectar a las mujeres. En ambos casos pueden dejar el juego gracias a un tratamiento para la ludopatía.

Las personas con adicciones a menudo intentan esconder su condición, pero puede ser difícil de ocultar una adicción al juego. Puede que necesite acceso frecuente a casinos o casas de apuestas en línea. Incluso si se juega en casa cuando no hay nadie, su adicción puede empezar a mostrarse en otras áreas de su vida.

Si tienes una adicción al juego, y para saber si necesitas un tratamiento ludopatía, puedes mostrar algunos o todos los siguientes comportamientos:

  • Obsesionado con cualquier tipo de juego.
  • Apostar para sentirte mejor con la vida.
  • No controlar su juego.
  • Evitar trabajos u otros compromisos para jugar
  • Descuidar facturas y gastos para utilizar el dinero para jugar.
  • Vender posesiones para jugar
  • Robar dinero para jugar.
  • Mentir sobre tu hábito de jugar.
  • Sentirte culpable después de una sesión de apuestas.
  • Tomar riesgos cada vez mayores mientras se juega.

Cuando tienes una adicción al juego, un área del cerebro llamada ínsula puede estar hiperactiva. Esta región hiperactiva puede conducir a un pensamiento distorsionado y que no estés dispuesto a un tratamiento para la ludopatía. Esto te puede hacer que ver patrones en secuencias aleatorias y que continúes apostando. El cerebro puede responder al acto de jugar de la misma manera que el cerebro de un alcohólico responde a una bebida. Cuanto más alimentes tu hábito, peor acontecerá.

Con un tratamiento de ludopatía adecuado, la adicción al juego es manejable. A diferencia de alguien con una adicción alimentaria, no necesita el objeto de su adicción para sobrevivir. Simplemente hay que aprender a desarrollar una relación sana y equilibrada con el dinero.

Es importante que dejes el juego completamente, ya que incluso el juego ocasional puede provocar una recaída. Un programa de recuperación o tratamiento ludopatía puede ayudarte a desarrollar el control de impulsos. En general, la adicción al juego se trata con métodos similares a otras adicciones.

Aunque no se requiere con frecuencia, algunas personas consideran que necesitan la estructura que ofrece un programa de hospitalización en un centro de tratamiento para superar una adicción al juego. Este tipo de programa puede ser especialmente útil si no puede evitar casinos u otros lugares de juego sin ayuda. Pero lo negativo es que deberás permanecer en la planta de tratamiento para ludópatas durante un tiempo determinado, desde 30 días hasta un año entero.

Los programas de tratamiento ambulatorio para la ludopatía son más utilizados por personas con adicciones al juego. En este tipo de programa, asistirás a clases. También puedes asistir a sesiones de grupo y terapia individual. Seguirás viviendo en casa y participarás en la escuela, el trabajo u otras actividades diarias.

En algunos casos, es posible que necesites medicamentos para ayudarte a superar tus ganas de jugar. Tu adicción al juego puede resultar de una enfermedad mental subyacente, como el trastorno bipolar. En estos casos, el tratamiento ludopatía deberás aprender a manejar la condición subyacente para desarrollar un mejor control de los impulsos.

Tratarse de las consecuencias financieras del juego es a veces la parte más difícil del proceso de recuperación. Al principio, es posible que tengas que entregar responsabilidades financieras a un cónyuge o amigo de confianza. Es posible que también tengas que evitar lugares y situaciones que pueden provocar las ganas de jugar, como casinos o eventos deportivos.

Si sospechas que alguien o alguien que quieras es un ludópata y no está claro que no está haciendo un tratamiento de ludopatía, habla con su médico o profesional de la salud mental. Pueden ayudar a encontrar la información y el apoyo que necesita. Varias organizaciones también proporcionan información sobre las opciones de tratamiento y adicción al juego.

Como cualquier adicción, el juego compulsivo puede ser difícil de parar. Tal vez te resultará vergonzoso admitir que tienes un problema, sobre todo porque muchas personas juegan socialmente sin desarrollar una adicción. Superar la vergüenza o la vergüenza que oiga será un gran paso en el camino hacia la recuperación.

Un tratamiento para la ludopatía, asesoramiento personalizado, medicamentos y cambios de estilo de vida pueden ayudarte a superar la adicción al juego. Si no tiene en cuenta su problema con el juego, puede conllevar problemas financieros graves. También puede afectar negativamente a tus relaciones con familiares, amigos y otros. Un tratamiento ludopatía eficaz puede ayudarte a evitar estas consecuencias y reparar sus relaciones mediante la recuperación.

El juego puede ser una actividad divertida de vez en cuando o, para los pocos afortunados, pero desgraciadamente, los jugadores pueden convertirse en obsesivos y compulsivos. Es posible que se encuentren en plena adicción que los pueda arruinar económicamente, socialmente, psicológicamente o incluso físicamente.

Si te encuentras en esta situación preocupante, hay opciones para el tratamiento de ludopatía y de la adicción al juego que pueden marcar la diferencia en tu vida.

Las adicciones, independientemente de la sustancia o de la acción, encuentran su causa fundamental en la psicología. ¿Qué provoca, pues, la ludopatía? Aunque muchas personas pueden empezar a hacer o tomar algo como hábito, se produce una adicción cuando esta persona depende psicológicamente. En pocas palabras, una adicción es cuando simplemente no puedes dejar de hacer algo sólo por decisión, ya que necesita el máximo, el resultado final o el cumplimiento que proporciona. Los jugadores a menudo sienten que pueden controlar sus actividades, mientras que los jugadores compulsivos son controlados por ellas. Esto es cierto: aunque nadie opta por tener una adicción, es importante elegir cuando liberarse de su control y someterse a un tratamiento para ludópatas.

Si eres adicto a los juegos de azar, toda tu vida se puede ver afectada. Puede enfrenarte a la ruina financiera, la pérdida de tu hogar o negocio debido a las deudas relacionadas con el juego, el final del matrimonio o la pérdida de la custodia del hijo o su espiral descendente que le puede conducir a adicciones y enfermedades psicológicas adicionales. Por eso, es tan importante reconocer un problema lo antes posible, de forma que puedas encontrar ayuda para tratar la adicción al juego. Además, es más fácil que nunca ser jugador de hoy en día. Hay acceso a una gran cantidad de sitios de juegos en línea. No dejes que el acceso fácil te conduzca hasta la profundidad de la desesperación

Las enfermedades psicológicas, como el trastorno obsesivo compulsivo o la anorexia, no tienen un punto final en el que se declaran curadas. Pero, como ocurre con cualquier otra adicción, se pueden tomar medidas para romper el juego que tiene su vida o la de sus seres queridos gracias a un tratamiento ludopatía. Las terapias para los jugadores extienden desde tratamientos intensivos hasta recuperaciones basadas en grupos. Los programas de tratamiento de la adicción al juego no son una propuesta única; más bien, debe educarse sobre las opciones disponibles para ti y tu familia, de manera que puedas tomar la decisión correcta que conduzca al mejor resultado para todas las personas implicadas.

Las sesiones de tratamiento de terapia cognitivo conductual para la ludopatía han mostrado resultados prometedores ante diversas adicciones, incluidas las apuestas. Con este tratamiento para la ludopatía, un profesional de la salud mental puede ayudar un adicto a identificar los procesos de pensamiento que han conducido a la práctica del juego compulsivo. Por ejemplo, muchos jugadores creen que si siguen apostando durante un tiempo más, seguro que ganarán el gran premio que persiguen. En lugar del sueño de la riqueza, otros jugadores seguirán, esperando que las ganancias futuras paguen sus deudas pasadas.

Debido a la naturaleza psicológica de la adicción al juego, los estados de ánimo del jugador pueden depender completamente de los máximos de los premios y los mínimos de pérdida. Con la terapia conductual cognitiva, un jugador puede empezar a identificar estas percepciones erróneas y trabajar para corregirlas. Cuando se identifican y abordan estas causas raíz, usted o su ser querido puede iniciar el camino hacia la recuperación con un tratamiento ludopatía eficaz.

Las opciones del programa de tratamiento de la adicción al juego también incluyen otros métodos terapéuticos. La psicoterapia, o la práctica de tratar los desencadenantes del juego a través de sesiones de asesoramiento individual y grupal, puede conducir a muchos de los mismos resultados que la terapia conductual cognitiva, incluyendo aislar causas y revertir las percepciones erróneas.

La terapia familiar también puede ser beneficiosa para el jugador adicto. Cuando se juega compulsivamente, es probable que tu familia también se vea afectada. La terapia familiar no sólo trata el tema del juego, sino que también trata de curar las relaciones familiares y avanzar juntos en el camino de recuperación.

Una parte importante de la terapia del juego o tratamiento ludopatía también puede ser la limitación del acceso a las oportunidades de juego. Limita el acceso a las vías más evidentes y accesibles, un adicto a las apuestas puede empezar a centrarse en su comportamiento obsesivo o compulsivo, en lugar de tratar sólo la evitación.

Si tu o tu ser querido es adicto al juego y esta adicción ha dado resultados y resultados cada vez más pobres, los centros de tratamiento de adicción al juego residencial o hospitalizado pueden ser la mejor opción para la recuperación.

Los beneficios de los tratamientos de apuestas residenciales pueden llegar más lejos que la atención ambulatoria simplemente porque los pacientes están para centrarse en la recuperación sin el ruido de la vida cotidiana.

Los programas de rehabilitación y tratamiento de juegos ambulatorios pueden ir desde grupos hasta terapia individual continuada. Gran parte de lo que se puede hacer en régimen interno también se puede hacer en un entorno ambulatorio. La diferencia entre los programas de tratamiento para la ludopatía hospitalario y ambulatorio es principalmente la duración del tiempo de terapia. Muchos planes de tratamiento internados incluyen un tratamiento ambulatorio continuado después de la liberación del paciente.

El paso más importante para superar la ludopatía es darte cuenta de que tienes un problema. Se necesita una fuerza y ​​un coraje enormes para hacerlo, sobre todo si has perdido mucho dinero y has mantenido relaciones tensas o rotas. No ge desesperes y no intentes ir solo. Muchos otros han estado en tu piel y han sabido romper el hábito y reconstruir sus vidas gracias a un tratamiento de ludopatía. Tú también puedes.

Aprender a aliviar los sentimientos desagradables de formas más saludables. ¿Se juega cuando estás solo o aburrido? ¿O después de un día estresante en el trabajo o después de una discusión con su pareja? El juego puede ser un medio para calmar las emociones desagradables, relajarse o socializarse. Pero hay maneras más saludables y efectivas de controlar tus estados de ánimo y aliviar el aburrimiento, como hacer ejercicio, pasar tiempo con amigos que no juegan, tomar nuevas aficiones o practicar técnicas de relajación.

Fortalece tu red de apoyo. Es difícil luchar contra cualquier adicción sin apoyo o tratamiento ludopatía, así que contacta con amigos y familiares. Si la red de asistencia es limitada, hay maneras de hacer nuevos amigos sin confiar en visitar casinos ni apostar en línea. Intenta contactar con los compañeros de trabajo, unirte a un equipo deportivo o un club de libros, inscribirte en una clase de educación o ofrecerte como voluntario para una buena causa.

Busca ayuda para los trastornos del estado de ánimo subyacentes. La depresión, el estrés, el abuso de sustancias o la ansiedad pueden desencadenar problemas de apuestas y empeorar con el juego compulsivo. Incluso cuando los juegos de azar ya no forman parte de su vida, estos problemas todavía se mantendrán, por lo que es importante abordarlos mediante un tratamiento de ludopatía.

Para muchos jugadores con problemas, el desafío más importante no es dejar de jugar, sino mantenerse en recuperación: hacer un compromiso permanente de mantenerse alejado del juego. Internet ha hecho que el juego sea mucho más accesible y, por tanto, sea más difícil para los adictos a la recuperación para evitar recaídas. Los casinos y las casas de apuestas están abiertos durante todo el día, todos los días, para cualquier persona con un teléfono inteligente o acceso a un ordenador. Evita todo lo posible tener que volver a empezar el tratamiento de ludopatía desde el principio. Mantener la recuperación de la adicción al juego o de problemas de apuestas aún es posible por rodearte de personas ante las que tendrá que rendir cuentas, evita entornos y sitios web tentadores, renuncia al control de sus finanzas (al menos al principio ) y encuentra actividades más saludables para sustituir jugar en tu vida.

Sentir las ganas de jugar es normal, pero, a medida que crees opciones más saludables y una red de apoyo sólida, resistir los deseos será más fácil. Evita el aislamiento. Llama a un familiar de confianza, conoce un amigo para tomar un café. Si no eres capaz de resistir a las ganas de apostar, no seas demasiado duro contigo mismo ni lo utilices como excusa para renunciar y busca un tratamiento ludopatía. Superar la ludopatía es un proceso difícil. Puede resbalar de vez en cuando; lo importante es aprender de tus errores y continuar trabajando hacia la recuperación.

Superar un problema de apuestas nunca es fácil y buscar tratamiento para la ludopatía profesional no significa que estés débil de alguna manera o que no puedas resolver tus problemas. Pero es importante recordar que cada jugador es único, por lo que necesitas un programa de recuperación adaptado específicamente a sus necesidades y situaciones. Habla con tu médico o profesional de la salud mental sobre diferentes opciones de tratamiento para la ludopatía.

Tratamiento de enfermedades subyacentes que contribuyen a su juego compulsivo, incluidos el abuso de sustancias o problemas de salud mental como la depresión, la ansiedad, el TOC o el TDAH. Esto podría incluir terapia, medicación y cambios en el estilo de vida. A veces, la ludopatía puede ser un síntoma del trastorno bipolar, por lo que su médico o terapeuta puede tener que descartarlo antes de hacer un diagnóstico.

Terapia cognitivo conductual. La TCC para la adicción al juego se centra en el cambio de comportamientos y pensamientos no saludables, como racionalizaciones y falsas creencias. También te puede enseñar a combatir las urgencias del juego y resolver problemas financieros, laborales y relativos causados ​​por problemas de apuestas. La terapia puede proporcionar las herramientas para afrontar tu adicción que durarán toda la vida.

Puede que hayas perdido mucho tiempo y energía intentando evitar que tu ser querido pueda jugar o tener que cubrirlo. Al mismo tiempo, puede que estés furioso con tu ser querido porque siempre vuelve a jugar y estas cansado de cubrir su farsa y d que no tenga la suficiente fuerza de voluntad para someterse a un tratamiento ludopatía. Y a todo esto se le suma que es posible que tu ser querido te haya prestado dinero o incluso le hayas robado dinero

Aunque los jugadores compulsivos y problemáticos necesitan el apoyo de su familia y amigos para ayudarles en su lucha por dejar de jugar, la decisión de dejarla debe ser suya. Por mucho que lo desees, y por mucho que veas los efectos, no puedes hacer que alguien deje de jugar o que acuda a un centro para un tratamiento de ludópatas. Sin embargo, puedes animarle a buscar ayuda y apoyarlo en sus esfuerzos.

No te culpes por los problemas de un jugador ni porque no pueda dejar su adicción. Pero no lo dejes solo. Puede parecer tan abrumador hacer frente a la adicción al juego de un ser querido que hasta puede parecer más fácil racionalizar sus peticiones. Es posible que te sientas avergonzado, sintiendo que es el único que tiene problemas como este. Para asegurar que el jugador se mantiene responsable y evitar recaídas, considera asumir las finanzas familiares. Sin embargo, esto no quiere decir que tu eres el responsable de microgestionar los problemas que los jugadores tienen para impulsar el juego. Sus primeras responsabilidades son asegurarse de que sus propias finanzas y créditos no estén en riesgo. Los jugadores con problemas suelen ser muy buenos en pedir dinero, directa o indirectamente. Pueden utilizar la manipulación o incluso amenazas para conseguirlo.

Los problemas de juego pueden pasar a cualquier persona de cualquier ámbito social. Su juego pasa de una diversión inofensiva y divertida a una obsesión poco saludable con graves consecuencias. Tanto si se apuestan por deportes, cartas de raya, ruleta, póker o tragamonedas, un problema de juego puede dificultar sus relaciones, interferir en el trabajo y generar desastres financieros. No dejes que la situación llegue hasta tal extremo y si ves que una persona es ludópata intenta hablar con ella para que poco a poco se vaya mentalizando de que lo mejor someterse a un tratamiento ludopatía que le ayudará a superar el problema.

La adicción al juego, también conocida como juego patológico, juego compulsivo o trastorno del juego, es un trastorno del control de impulsos. Si es un jugador compulsivo, no puede controlar el impulso de jugar, incluso cuando tenga consecuencias negativas para ti o para tus seres queridos. Los problemas relacionados con el juego son cualquier comportamiento que perturba la vida. Si te preocupa jugar, dedicar cada vez más tiempo y dinero, perseguir pérdidas o apostar a pesar de las graves consecuencias en su vida, tienes un problema con el juego y está claro que necesitas un tratamiento de ludopatía.